sábado, 26 de mayo de 2007

Incremento de la natalidad

26-05-07

Querido diario:


Ayer cené con Lambruzo. Hacía mucho tiempo ya que no le veía y me lleve una grata sorpresa al ver a su hijo. La última vez que le vi estaba ingresado en el hospital, afectado de uno de esos virus incontrolables que nos azotan. El pobre niño había perdido más de la mitad de su peso, y al ser tan chiquitín, unos 5 meses, parecía una raspilla de pescado. Pero anoche cuando le vi, el niño estaba totalmente recuperado, y estaba sanote, rechoncho y sonrosado.

Me encantan los niños, y al ver que los amigos de mi edad e incluso mis hermanas pequeñas ya empiezan a casarse y tener hijos me siento algo…anacrónico, esto es, fuera de mi espacio y de mi tiempo.

Bien, se que la culpa la tengo yo, pues me gustan la chicas jóvenes y me he buscado una novia a la que llevo 5 años, y que aún no está pensando seriamente en la maternidad. Incluso no creo que yo ahora mismo esté preparado para pelear por una criatura, cuando tengo que pelear cada día para que no me echen del trabajo. Pero cuando veo a mi sobrino, o a los niños de mis amigos, hay algo dentro de mí, que me hace pensar en cómo sería cuidar, proteger y educar a una criatura que viene de mí y de dentro de la persona que más quiero.

Creo que la paternidad es uno de los momentos mas importantes de la vida, y que nos preparamos toda la vida para poder dar a nuestros hijos un pedazo de nuestra alma, al educarlos, forjarlos y sobre todo quererlos.

Y te prometo, Querido diario, que cuando dentro de unos años mi vida esté aposentada y tranquila, y por fin nos decidamos a ser padres, ese niño será el más querido del mundo.

2 comentarios:

Marisa dijo...

Yo ya he renunciado a tener hijos, por motivos laborales creo seria bastante complicado y ya a mi edad y sin pareja, sinceramente no tengo moral, ni tiempo, ni dinero. Me gustan los niños pero es un ser vivo, se merece tener una serie de oportunidades que yo no puedo ofrecerle, no le voy a "joder la vida".

Al final es cuestión de circunstancias, sin más...

No me siento anacrónica, cada uno lleva su vida a su manera, tengo amigos/as casadas/os, separados/as, solteros/as, con hijos y sin hijos.

No tenemos porque seguir unas pautas sociales marcadas, cada persona es un mundo diferente.

Respecto a la edad de tu chavala me parece un absurdo. ¿Acaso nos tenemos que liar o formar pareja solamente con gente de nuestra edad? ¿y que pasa si te gusta alguien más joven o más mayor? si te sientes a gusto con esa persona ¿porque no? por supuesto estoy hablando de gente adulta, no voy a fijarme en un niño de 18 años, eso queda claro y tampoco en uno de 80 años ( no podría ir de marcha con él, es obvio) pero dentro de unos limites aceptables (física y moralmente hablando)si te enamoras, te enamoras, tampoco hay que ser tan estrictos ¿no? es difícil controlar los sentimientos, nunca sabes de quien te vas a enamorar...

Lo importante es que ambos en la pareja estéis a gusto y que le den a la puta sociedad, a sus pautas y a sus esquemas arcaicos ¡quiero ser feliz y tener a mi lado a alguien que también lo sea!

arekusu dijo...

el John Smith no es el de las zapatillas?